jueves, 12 de enero de 2012

Dos letras: E L

Él es lo mejor que me ha pasado. No soporta que estemos enfadados, pocas veces lo estamos y si lo estamos suele ser por ver quien quiere más al otro. Sé si algo nos tiene que separar son los kilómetros (jamás el orgullo).  Jamás me ha gritado y pocas veces me ha echado algo en cara. No hay una tarde que no me llama y no se olvida de llamarme guapa. Me lo dice cuando estoy con tacones y cuando estoy sin zapatos…

Sabe como hacer que vea las estrellas y cómo hacer que vea la galaxia. Pero todo el día me está quitando cosas: me quita el hambre, me quita el sueño, me quita la vergüenza… Y si no estoy pendiente hasta me quita la ropa. Sabe cómo hacerme reír; el lugar donde tengo las cosquillas (mejor dicho, donde no las tengo) y estoy segura de que sabría como hacerme llorar, pero no lo ha intentado. 

Es un poco miedica, tiene miedo de perderme y no sabe lo difícil que es. Igual de difícil que encontrar una persona como él y no darse cuenta de la suerte que una tiene.
Es algo tan verdadero, tan tierno, tan real... Casi no me cabe dentro la alegría

No hay comentarios:

Publicar un comentario